Consecuencias de suspender el consumo de alcohol

[Total: 0   Promedio: 0/5]

Consecuencias de suspender el consumo de alcohol

Parte 1, parte 2
Cuando una persona toma la decisión de abstenerse de beber cualquier bebida que contenga alcohol, las consecuencias iniciales inmediatamente se dejan sentir.

Ahora bien, esas consecuencias serán diferentes en la medida que las personas hayan mantenido una relación más o menos prolongada con dicha sustancia, es decir, si una persona tiene más de 25 años de beber alcohol tendrá unas consecuencias distintas de una persona que solamente tiene un año de beber, otro factor a considerar es la cantidad de alcohol consumida a diario.

En un alcohólico empedernido, los efectos se podrán notar desde los temblores, sudores fríos, ansiedad así como dificultad para comer, dormir y concentrarse, además de síntomas de enfermedades que el alcohol se había encargado de anestesiar, razón por la cuál muchos alcohólicos alegan que cuando bebían nunca se enfermaban, ignorando que en realidad estaban enfermos pero el consumo del alcohol se encargaba de atenuar los síntomas de sus enfermedades, hasta la perdida tanto del deseo sexualcomo de la potencia, aún y cuando en su mente tenga delirios de proezas sexuales imposibles de cumplir en su calamitoso estado.

En función del tiempo, se comienzan a ver los efectos positivos de la abstinencia como ser la disminución paulatina de la hinchazón en la cara, el aumento de la energía van haciendo desaparecer tanto el letargo como la fatiga que lo venía consumiendo, la perdida de los kilos demás se comienza a notar al cabo de pocos meses, como resultado de una menor ingesta de calorías asociadas al consumo del alcohol, las cervezas especialmente suman una tremenda cantidad de calorías que se agregan fácilmente y se notan en los kilos extras.

Enfrentado al alcohol

Las personas afectadas por el consumo abusivo del alcohol consideran poco menos que imposible superar dicha adicción, así que la familia desempeña un papel fundamental en lograr obtener ayuda para el enfermo crónico de alcoholismo, para esta clase de personas no existe ninguna esperanza de volver a disfrutar de la bebida de manera responsable, basta con que se tome una sola copa para que todos los planes de rehabilitación terminen y vuelva a comenzar a caminar en los mismos senderos de desesperación, sufrimiento y degradación moral, por los que había venido transitando.

Lastimosamente aún y cuando la familia con los mejores deseos lo lleven a centros especializados en el tratamiento del alcoholismo de poco servirá si el enfermo no va motivado por su propio deseo de superar dicho problema, pero es el primer paso para desintoxicar al menos el cuerpo, en temas sobre salud consideramos que para desintoxicar el alma y espíritu del enfermo lo mejor es Alcohólicos Anónimos, la organización que más éxitos ha cosechado en la recuperación e inserción de individuos en la sociedad.