7 recomendaciones para prevenir la enfermedad de Alzheimer

[Total: 0   Promedio: 0/5]

Evitar los ácidos grasos trans y grasas saturadas, comer frutas y verduras, frutos secos, el ejercicio físico, son algunas de las recomendaciones formuladas para prevenir la enfermedad de Alzheimer.
7 recomendaciones para prevenir la enfermedad de Alzheimer
Un trastorno neuro-degenerativo, caracterizado por el desarrollo de placas beta-amiloide en el cerebro.

Recomendaciones válidas para prevenir la enfermedad de Alzheimer y enfermedades cardiovasculares

La enfermedad de Alzheimer es una forma de demencia que podría afectar a 100 millones de personas en todo el mundo en 2050.

Se descarta que el envejecimiento de la población sea responsable del desarrollo e dicha condición.

Recomendaciones válidas para la prevención de la enfermedad de Alzheimer y de enfermedades cardiovasculares
En cambio se sospecha de diferentes factores ambientales, incluyendo la dieta y el nivel de actividad física.

La condición de Alzheimer se considera incurable.

El único medio de acción para evitar su aparición es la prevención.

Mientras los científicos estudian los factores de riesgo involucrados en la aparición de dicha condición, bien podríamos sacar provecho de estas 7 recomendaciones para prevenir la enfermedad de Alzheimer:

1. Limitar las grasas trans y ácidos grasas saturados

Las personas que comen más de 25 gramos de ácidos grasos saturados por día tienen el doble de probabilidad de sufrir la enfermedad de Alzheimer que quienes consumen menos de 10 gramos.

Los alimentos grasos aumentan el riesgo de obesidad y diabetes tipo 2.

Dos factores de riesgo para la enfermedad de Alzheimer.

2. Comer más frutas, verduras y cereales

Estos alimentos son ricos en vitaminas, ácido fólico y vitamina B6, que tienen funciones protectoras para la salud del cerebro.
enfermedad inflamatoria pélvica silenciosa
Estudios sobre los beneficios para la salud de la dieta del Mediterráneo, así como de dietas ricas en vegetales generalmente muestra un menor riesgo de problemas cognitivos.

3. Nueces o frutos secos

Asegúrate de consumir 30 g de nueces o frutos secos al día para proporcionar un riesgo asociado de antioxidantes Vitamina E reduce la enfermedad de Alzheimer.

Preferiblemente compra frutos secos con su cáscara, así evitas consumir alimentos rancios.

4.) Vitamina B12

Asegúrese de recibir 2.4 µg de vitamina B12 al día, bien en las comidas o a través de suplementos dietéticos.

5. Hierro y cobre

Evite los suplementos multivitamínicos que contiene hierro y cobre, excepto en el caso de prescripción médica.

Estos metales aumentaron el estrés oxidativo.

6. Aluminio

Evite los alimentos que han estado en contacto con utensilios de cocina de aluminio, aunque el papel de aluminio en la enfermedad sigue siendo polémico, es importante señalar que la sal refinada que usamos a diario tiene entre sus componentes aluminio.

7. Programa de ejercicios

Hacer ejercicio durante 40 minutos 3 veces por semana.

Diferentes estudios sugieren que la actividad física se asocia con un riesgo reducido de enfermedad de Alzheimer. En General, una buena salud promueve una buena memoria.

Como siempre, exponerse en forma regular al sol para permitir que la piel sintetice la vitamina D, sus horas de sueño regular, siesta incluida, un consumo mínimo de alcohol y despedirse del tabaco le permitirán eludir forma parte de una sociedad carente de recuerdos.

Deja un comentario

He leído y acepto la política de privacidad *